Descubre las ventajas de hacer un GAP YEAR en el extranjero

Marta se ha ido a estudiar a una universidad del Reino Unido. Tras su llegada empezó a entablar amistad con un grupo de estudiantes españoles que comenzaban los mismos estudios que ella. Cuál fue su sorpresa al enterarse que muchos de sus compañeros eran un año mayores que ella… Tras preguntarles, su respuesta fue que habían hecho un Gap Year en Cambridge durante el curso anterior. Ella se sorprendió de su nivel de inglés y de su excelente preparación y comprendió la importancia de llevar a cabo una experiencia como esa.

Pero, ¿qué es un Gap Year?

Este término fue acuñado en Gran Bretaña en la década de los 70 con el objetivo de que los jóvenes que terminaran el bachillerato pudiesen aprovechar los meses previos antes de comenzar sus estudios universitarios. La mayoría escogían irse a otros países para aprender diferentes idiomas, vivir experiencias inmersivas o realizar voluntariados. 

Hoy en día son muchos los países que han puesto en práctica el Gap Year como un periodo clave para ganar en conocimiento y capacidad de decisión previo al acceso a la universidad, además de brindar la oportunidad para aquellos que no han tenido éxito en las pruebas de acceso. Existen incluso países como Australia, en el que es obligatorio tomarse un año sabático tras el bachillerato antes de inscribirse en unos estudios superiores.

En España no tenemos esa filosofía. Nos movemos en una vorágine de formación sin experiencia lo que suele llevar a precipitarse en la toma de decisiones y a que una gran mayoría de los alumnos escojan una carrera sin estar convencidos de ello.  

Este fue mi caso hace unos cuantos años. Mi nota de selectividad no alcanzaba la nota de corte para entrar en la carrera que deseaba realizar desde que era un niño, y mis planes de futuro se truncaron.  Debido a la presión ejercida por el sistema educativo (poco tiempo de margen entre que finalizas el bachiller y el momento en el que debes matricularte), tomé una decisión equivocada y escogí una carrera que no quería. A los dos años, abandoné los estudios. Si hubiera sabido en aquel momento la existencia del Gap Year, todo hubiera sido diferente, hubiera ganado un año de experiencia. 

¡Tú puedes hacerlo!

¿Por qué hacer un Gap Year?

  1. El beneficio clave de hacer un Gap Year en el extranjero es la posibilidad de aprender un nuevo idioma de la mejor manera posible: viviendo la experiencia personal y laboral en el país donde se habla el idioma que queremos perfeccionar. Nosotros tenemos una amplia opción de programas de Gap Year en diferentes países, te invitamos a descubrirlos.
  1. El Gap Year puede convertirse en una gran experiencia laboral y engrosar tu curriculum vitae. Las empresas se suelen interesar por este tipo de perfil de estudiante que ha demostrado autonomía e independencia y que además cuenta con un idioma extranjero. Estos puntos te harán destacar.
  1. Salir de tu zona de confort va a mejorar tus habilidades sociales, sobre todo a ciertas edades como son los 17 o 18 años, en el que empezar a hacer las cosas por uno mismo suele resultar complicado, sobre todo dentro del entorno familiar. El irse fuera a buscarse la vida lejos de la familia, convivir con personas diferentes, enfrentarnos a los miedos… todo ello generará un nivel de confianza mayor en uno mismo y un crecimiento personal y social. 
  1. Gracias a este crecimiento personal empezarás a conocerte a ti mismo y por lo tanto empezarás a responder a aquellas preguntas para las que no tenías respuesta: “¿qué voy a hacer con mi futuro?». Este tiempo de aprendizaje te ayudará a aclarar las ideas y tomar una mejor decisión tras haber descubierto el mundo exterior y tu mundo interior. Tendrás más claro aquello que quieres y lo que no. Según un estudio llevado a cabo y publicado por Karl Haigler y Rae Nelson  (The Gap Year Advantage), más del 60% de las personas que habían realizado un Gap Year, habrían cambiado su visión de futuro y escogido su camino ideal.
  1. Además, podrás entrar en las mejores universidades del mundo, ya que valoran esta experiencia previa como algo muy positivo. Esto será, además, un punto importante y de gran interés para ellas a la hora de examinar tu Personal Statement para solicitar el acceso. Incluso, la Universidad de Harvard (EE.UU.) explica por qué es beneficioso optar por un año sabático y motiva a los jóvenes a elegir esta opción antes de entrar a la universidad

En palabras de la directora de Carreras Profesionales de la UCM, y que resumen a la perfección la esencia de elegir esta opción para reflexionar y ganar experiencia profesional y personal antes de encarar el futuro: «Un gap year aporta al estudiante un aprendizaje experiencial que le hace madurar de forma exponencial en un periodo de tiempo relativamente corto. De hecho, cuando tras un año regresan a su país de origen, generalmente suelen tener la sensación de que nada ha cambiado, que todo sigue igual, mientras que ellos se perciben a sí mismos como personas totalmente distintas de las que eran antes de irse, más evolucionadas y maduras».

Como ves, todo son ventajas a la hora de realizar un Gap Year. Tómate el tiempo que desees, 3, 6 o 9 meses, para conocerte, para crecer, para conectarte con tu futuro. Nosotros podemos ayudarte y asesorarte en todo momento, solo tienes que pedírnoslo. Empieza a ganar independencia a través de la experiencia.

Comparte esta noticia con tus amig@s

¿Sabes de alguien que quiere aprender inglés? Comparte y ayudale.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *